Consecuencias del estrés laboral para tu empresa que desconoces (y te interesa combatir)

2019-10-29T16:35:28+00:0016/10/2019|

Consecuencias del estrés laboral

El estrés laboral se muestra como uno de los principales enemigos de las empresas, afectando negativamente a la productividad y al estado de ánimo de los trabajadores, lo que posteriormente se refleja en los resultados obtenidos por nuestra empresa.

Lejos de dejar de ser un problema, la realidad es que el estrés laboral ocupa el segundo lugar entre los problemas de salud más habituales de los trabajadores. Se estima que alrededor del 50% de las bajas laborales en nuestro país se deben al estrés en el trabajo, lo que supone un coste aproximado de 136.000 millones de euros al año.

Un problema, tal y como apunta la Organización Mundial de la Salud (OMS), que parece que seguirá aumentando durante los próximos años, debido a los horarios, la rutina, la presión, las exigencias que marca la vida profesional,…etc.

Pero, ¿hasta qué punto las consecuencias del estrés laboral pueden afectar a tu empresa?


Te interesa:

5 señas de identidad de los espacios de trabajo que favorecen la productividad de los empleados.


¿Qué es el estrés laboral y por qué aparece?

qué es el estrés laboral y por qué aparece

Cuando hablamos de estrés laboral, nos estamos refiriendo a la respuesta inespecífica del cuerpo humano a cualquier cambio.

La definición de estrés laboral facilitada por la OMS (Organización Mundial de la Salud):

El Estrés Laboral es la respuesta física y emocional a un daño causado por un desequilibrio entre las exigencias percibidas y los recursos y capacidades percibidos de un individuo para hacer frente a esas exigencias.

Las causas que pueden provocar la aparición del estrés laboral pueden ser muchas, variando de una persona a otra, aunque existen ciertos factores que propician este problema:

  • Ambiente de trabajo inadecuado: problemas de ruidos, vibraciones, iluminación, temperatura, humedad, incomodidad, etc.
  • Excesiva demanda de trabajo en cortos periodos de tiempo.
  • Realización de tareas que no encajan con el perfil del trabajador.
  • Cambio de roles en los que se tiene una mayor responsabilidad.
  • Malas relaciones interpersonales y grupales.
  • Falta de seguridad y confianza en el puesto de trabajo.
  • Falta de conocimiento de las nuevas tecnologías.
  • Factores externos relacionados con la vida personal del trabajador.

Consecuencias del estrés laboral para las empresas

Consecuencias del estrés laboral para las empresas

El problema del estrés laboral llega se sobrepasan los límites, ya que puede suponer una serie de consecuencias que podrían afectar negativamente no sólo al trabajador, sino también a la propia empresa.

  • Consecuencias del estrés laboral para los trabajadores:

A nivel físico, el estrés laboral puede provocar en los trabajadores trastornos gastrointestinales, cardiovasculares, respiratorios, endocrinos, dermatológicos, musculares y todo tipo de alteraciones en el sistema inmunológico.

A nivel psicológico, el estrés genera una mayor preocupación porque puede provocar bloqueos mentales, incapacidad para la toma de decisiones, confusiones, dificultad para concentrarse, pérdidas de control, irritabilidad, etc.

Estas consecuencias psicológicas, a la larga, podrían ir acompañadas de problemas de insomnio, ataques de ansiedad, depresiones, y otros trastornos de salud mental, que obviamente reducirían la productividad de la empresa, y que podrían hacer aumentar las bajas laborales de la plantilla.

El estrés laboral de los trabajadores también aumenta el absentismo laboral y el riesgo de accidentes, y contribuye a crear un mal ambiente de trabajo.

  • Consecuencias del estrés laboral para la empresa:

El estrés laboral de los empleados tiene consecuencias negativas para las empresas, entre las que destacan:

  • Caída de los beneficios y aumento de las pérdidas económicas.
  • Descenso de la productividad.
  • Aumento de los accidentes laborales y bajas.
  • Incremento del absentismo y presentismo laboral.
  • Crecimiento del índice de rotación de personal.
  • Disminución de la motivación y satisfacción de los trabajadores.
  • Menor implicación y compromiso del capital humano.
  • Pérdida de reputación.

El síndrome del Burnout

Si al estrés laboral no se le pone solución, los trabajadores corren el riesgo de padecer el “Síndrome del Burnout”, también conocido como el síndrome del trabajador quemado.

Este síndrome se caracteriza por sus síntomas: un agotamiento físico y mental con una intensidad superior al que se padece con el estrés laboral convencional y que puede ir acompañado de cambios de comportamiento, desmotivación y/o una mala actitud respecto a los demás trabajadores de la empresa.

 

Conclusión

El estrés laboral es una patología muy presente en la actualidad, que puede tener una serie de efectos negativos tanto a trabajadores como a la propia empresa. Es importante tratar de prevenir su aparición y ponerle solución lo antes posible, para así poder trabajar en unas mejores condiciones y evitar las consecuencias que se puedan generar.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies