¿Cómo afectará la nueva Ley de igualdad laboral entre hombres y mujeres a tu empresa?

2019-06-19T17:20:13+00:0010/06/2019|

El 7 de marzo de 2019 se publicó en el BOE el Real Decreto-Ley 6/2019, de 1 de marzo, con medidas urgentes para la garantía de igualdad de trato y de oportunidades en el empleo y la ocupación, que inciden directamente en la igualdad laboral entre hombres y mujeres.


Te interesa:

Las 10 nuevas medidas en materia de igualdad.


¿Qué es la ley de igualdad entre hombres y mujeres?

La ley de igualdad entre hombres y mujeres tiene el objetivo de garantizar el cumplimiento de los derechos de igualdad de trato y oportunidades entre hombres y mujeres. A diferencia de la última ley para la igualdad de hombres y mujeres que se llevó a cabo en 2007, la nueva ley sí cambiará el día a día de las empresas.

Se pretende que tanto las administraciones públicas como las empresas del sector privado sean un reflejo de la sociedad actual.

¿Qué novedades trae la ley de igualdad laboral entre hombres y mujeres?

Acabar con la brecha salarial

La ley de igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres trata de reducir la brecha salarial existente en España, que en determinados sectores supera el 23%.

El empresario está obligado a llevar un registro con los valores medios de los salarios y percepciones extrasalariales de su plantilla, desagregados por sexo y distribuidos por grupos o categorías profesionales.

Equiparación de permisos de paternidad

El Gobierno pretende equiparar los permisos de paternidad entre hombres y mujeres, con el objetivo de alcanzar las 16 semanas de suspensión de trabajo por nacimientos, para ambos progenitores, en 2021.

De esta forma, ya en 2019, desde el pasado 1 de abril, los padres dispondrán de 8 semanas de baja por paternidad. Cifra que aumentará hasta las 12 semanas en 2020, llegando a las 16 semanas en 2021.

  • A partir del 1 de abril de 2019: la suspensión del contrato por nacimiento tendrá una duración de 8 semanas, de las cuales las dos primeras deberán ser disfrutadas de manera ininterrumpida tras el parto. La madre biológica estará en disposición de ceder al otro progenitor hasta cuatro semanas de su periodo de suspensión de disfrute no obligatorio.
  • A partir del 1 de enero de 2020: la suspensión del contrato por nacimiento aumentará hasta las 12 semanas, teniendo que disfrutarse las cuatro primeras ininterrumpidas. La madre biológica podrá ceder hasta dos semanas.
  • A partir del 1 de enero de 2021: se alcanzarán las 16 semanas de suspensión por nacimiento, de las cuales las seis primeras deberán disfrutarse de manera ininterrumpida. A partir de aquí, ningún progenitor podrá transferir este derecho al otro.

Planes de igualdad en las empresas

Otra de las medidas que establece la ley de igualdad laboral entre hombres y mujeres es la creación de planes de igualdad en las empresas, que deberá llevarse a cabo de manera progresiva en un periodo de tres años en las empresas con más de 50 de trabajadores. Las grandes empresas con más de 200 empleados tendrán un año para establecer estos planes de igualdad.

El principal objetivo de los planes de igualdad en las empresas es ponderar a las mujeres en su entorno laboral. Estos planes deberán estar registrados para controlar si cumplen con los criterios de igualdad de trato de hombres y mujeres.

Cotizaciones para cuidadoras

También se recuperarán las cotizaciones sociales a cargo de la Seguridad Social para todos aquellos empleados que tengan que dejar sus puestos de trabajo para el cuidado de personas en situación de dependencia.

En la gran mayoría de casos se trata de mujeres, provocando una situación de desigualdad que se muestra como el origen de la brecha de pensiones.

¿Qué sanciones prevé la ley de igualdad laboral entre hombres y mujeres?

La ley de igualdad entre hombres y mujeres establece una serie de sanciones para las empresas que no apliquen las medidas propuestas, que se diferenciarán entre infracciones leves, graves y muy graves.

  • Infracciones leves: aquellas empresas que no realicen un estudio sobre las situaciones de desigualdad laboral, o pongan cualquier obstáculo a la conciliación de la vida personal, familiar y laboral, serán sancionados con una multa de entre 60 a 625 euros.
  • Infracciones graves: acciones como no dar seguimiento al plan de igualdad en la empresa o llevar a cabo un sistema de clasificación profesional en el que no se tenga en cuenta los sesgos de género, supondrán multas de entre 626 y 6.250 euros.
  • Infracciones muy graves: extinciones de contrato durante el periodo de prueba por embarazo o baja de maternidad, así como despidos de trabajadoras que hayan sido víctimas por violencia de género, acarrearán multas de hasta 50.000 euros.

Conclusión

La nueva ley de igualdad laboral entre hombres y mujeres tiene el objetivo de garantizar la igualdad de trato y oportunidades entre mujeres y hombres en el empleo y la ocupación.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies