¿Es lo mismo el CNAE que el IAE? Te contamos las diferencias

2019-02-14T13:21:27+00:0026/12/2018|

Hoy en el blog de AYCE Laborytax vamos a tratar un tema que interesa enormemente tanto a empresas de nueva creación, como a trabajadores que acaban de darse de alta en régimen de autónomos. Nos estamos refiriendo a la diferencia existente entre el CNAE y el IAE, dos códigos que aunque son muy similares, mantienen ciertas diferencias entre sí que merece la pena conocer, y a continuación te las vamos a contar.

¿Qué son el CNAE y el IAE?

Cuando una empresa o un trabajador autónomo deciden emprender un nuevo proyecto, tendrán que escoger el IAE y el CNAE correspondientes en función de la actividad que vayan a desempeñar. De hecho será una de las primeras gestiones que tendrán que realizar.

Hasta aquí todo claro, pero, ¿qué son el CNAE y el IAE? ¿Qué diferencias existen entre ellos?

¿Qué es el CNAE?

Cuando hablamos de CNAE nos estamos refiriendo a la Clasificación Nacional de Actividades Económicas, un código numérico que se asigna a una empresa según la actividad económica que vaya a desempeñar, y cuya relevancia es únicamente a efectos de estadísticas públicas dentro del territorio español. También se utiliza en documentos de la Seguridad Social.

El CNAE lo establece el INE (Instituto Nacional de Estadística), y su principal objetivo es contar con una serie de datos comparables y fiables que sirvan para realizar estadísticas en el ámbito empresarial.


Quizá te interesa:

Los 7 errores más habituales al crear una empresa en España.


Regulado por el Real Decreto 475/2007 de 13 de abril de 2007, el CNAE en ningún caso es un impuesto, por lo que no hay que tributar en absoluto por él.

También hay que decir que el CNAE se divide en cuatro categorías diferentes: grupo, subgrupo, grupo secundario y categoría.

  • Grupo

Los diferentes grupos que forman el CNAE abarcan desde la letra A hasta la U, y cada uno de ellos abarca un sector diferente:

Ejemplo: Grupo A: Agricultura, ganadería, silvicultura y pesca.

  • Subgrupo

Cada grupo se divide en diferentes subgrupos, compuestos por la propia letra del grupo perteneciente, más dos dígitos, siendo el primero el 01.

Ejemplo: Grupo A01: Agricultura, ganadería, caza y servicios relacionados con las mismas.

  • Grupo secundario

El grupo secundario hace referencia a la actividad general correspondiente a cada sector, y se indica incorporando un dígito más al código del subgrupo.

Ejemplo: Grupo A011: Cultivo no perennes.

  • Categoría

La categoría se refiere a la actividad específica desempeñada por cada sector, y se muestra añadiendo un dígito más al grupo secundario.

Ejemplo: Grupo A0111: Cultivo de cereales (excepto arroz), leguminosas y semillas oleaginosas.

¿Qué es el IAE?

Por otro lado está el IAE (Impuesto de Actividades Económicas), que es también un código numérico, que sirve para clasificar a una empresa en un grupo u otro, en función de la actividad que vaya a llevar a cabo, según un listado elaborado por la Agencia Estatal de la Administración Tributaria.

Tal y como su propio nombre indica, el IAE es un impuesto con función tributaria, el cual está gestionado por el Ayuntamiento al que pertenezca cada empresa, y grava el ejercicio de la actividad económica llevada a cabo por la empresa en cuestión. A diferencia de otros impuestos, el IAE únicamente se paga una vez al año. Se devenga el día 1 de enero, pero el pago es efectivo cuando el Ayuntamiento tenga establecido.

Los diferentes epígrafes que forman el IAE se dividen en tres grandes grupos según la actividad: empresarial, profesional o artística. En función del grupo al que pertenezca cada empresa, conocerá si está sujeta o exenta de IVA.

Para que una empresa o trabajador autónomo pueda darse de alta en el IAE, deberá hacerlo presentando el Modelo 840.

Principales diferencias entre el IAE y CNAE

Una vez conocemos en qué consiste tanto el IAE como el CNAE, vamos a ver las principales diferencias existentes entre ellos.

Como ya hemos visto, el IAE y el CNAE son dos códigos numéricos que, aunque es cierto que son importantes al iniciar una actividad profesional, poco tienen que ver ente ellos, ya que mientras el primero hace referencia a un impuesto tributario, el segundo únicamente tiene una función estadística.

Otra diferencia es que el IAE de una empresa puede consultarse directamente en la Agencia Tributaria, mientras que el CNAE se debe consultar a través de diferentes directorios de empresas disponibles.

Dicho esto, si tuviéramos que clasificar ambos códigos según su importancia, diríamos que es más importante realizar un buena elección del epígrafe IAE, ya que de él dependerá que tengas que cumplir con una serie de obligaciones fiscales y tributarias, mientras que el  CNAE únicamente generará información para la elaboración de estadísticas por terceras personas.

Conclusión

En definitiva, tanto el CNAE como el IAE son dos códigos de especial importancia tanto para nuevas empresas como para nuevos trabajadores autónomos, que aunque son bastante diferentes entre sí, lo cierto es que suelen generar controversia debido a su desconocimiento.

Desde AYCE Laborytax, a través de este post esperamos haber solucionado todas las dudas que puedan existir al respecto. De lo contrario, nuestros asesores fiscales estarán a vuestra disposición para ofreceros toda la información que podáis necesitar.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies